Leyenda La Casa del Faldón

(24 nov 2015) Leyenda de Querétaro. Un antipático politico español que se creía de alcurnia y todos los demás eran muy poca cosa junto a él, por eso se sentía con derecho estar adelante en la procesión. En la época de la colonia las ciudades se distinguían por su aristocracia, ahí eran las reuniones oficiales, era de mucha etiqueta que eso algunos se molestaban.

Las fiestas eran celebradas por el ayuntamiento de esa época siglo XVIII, solo asistían los más destacados del clero, nobleza y personas distinguidas.

Un político español y un alcalde indio los dos muy elegantes sostenían los bastones de soporte del palio que cubría el Cuerpo de Cristo que era el motivo de la procesión. Pero el español quiso estar, según él, en el lugar que le correspondía delante del alcalde indio, pero este se adelantó el español se enfureció que lo jaló de uno de los faldones de la casaca de seda que tenía puesta el alcalde indio, el tirón fue tan fuerte que en la mano sostenía el faldón, hubo confusión y molestia en la concurrencia.

La trifulca

Los dos se ofendieron e insultaron, tan grande fue el escándalo que los dos se fueron a juicio para saber quién fue el culpable.

Finalmente el juicio de la Real Audiencia decretó que el español sea desterrado de Querétaro y pagar  al alcalde indígena. El español se fue a vivir fuera de la región.

En esa época el río Querétaro ahora avenida Universidad era los límites de la ciudad, el español construyó su casa a lo que le llaman, “en la otra banda” en los terrenos del otro lado del río. La casa está frente al Templo de San Sebastián calle Primavera, llama la atención por su construcción lujosa digna de la nobleza de esa época.

Cuenta la leyenda que debido a ese pleito la casa fue bautizada como la “Casa Del Faldón”, ahora es un centro cultural.

Autor: Elsy Alonzo

Aficionada a la lectura y escritura en especial a temas de leyendas.

Fuentes de información

  1. www.diariodequeretaro.com.mx

¿Te ha gustado? ¡Comparte!

Publicaciones relacionadas

La leyenda de La Casa de Don Bartolo

Leyenda de Querétaro. En esta casa se veía espectros y fantasmas, el dueño hizo un contrato con el demonio a cambio de placeres y fortuna, este se lo dio por su alma, cuando llegó el momento del vencimiento del plazo en todo el

La tenebrosa casa de Armería.

Leyenda de Colima. Se cuenta que en una lugubre casa al pie de la carretera de día es  ruinas la construcción, pero de noche, gente que por necesidad han tenido que bajar por ahí  llegan a la casa y es una vivienda habitable y todos

Leyenda la mujer sepultada viva.

Leyenda de México. En la Mansión Jauregui había un espectro de mujer de luto, que asustaba a todos los que vivían ahí. Cuentan que un grupo de monjas que se tuvieron que quedar unos días en la casona huyeron asustadas. El espectro de

La Llorona: Dicen que es la Malinche

Leyenda de México. La llorona mujer con ropas vaporosas que se manifiesta creando temor y conmoción es insignia de la cultura mexicana. Entre clamores perturbadores, la mujer llama a sus hijos, los perdidos, los desamparedos, los

Piedra sobre Piedra: Sino te cae la maldición

Leyenda de Hidalgo. Todo los individuos que se atrevan a pasar por ese camino y no haga lo que debe hacer, le caerá la maldición de las piedras del bosque, se perderá y nunca llegara a su destino. Si quieres experimentar que pasa, sigue

La Casa de la Marquesa hecha por amor

Leyenda de Querétaro. El Marques Villa del Villar del Águila se enamora locamente de una muchacha hermosa que decide irse al convento, ella rechaza su suplica de amor, pero le pide un regalo y él le da gusto a su amada. Se cuenta, que

Los Dueños del Monte de Yucatán

Leyenda maya. El Campesino, con dificultad se subió al caballo que este voló por los aires por cada relincho, era un estruendoso trueno, su trote por los aires hacía acumulaciones de nubes negras como preparar una tormenta. Cuando una

La leyenda de la calle del muerto.

Leyenda de Puebla. El hombre reaccionó, como era bueno con la espada al mentecato mató, desde ese día esta penando por las calles de Puebla. El hombre suplicó al sacerdote que quería confesar sus pecados que cuando se dio cuenta con